sábado, 29 de enero de 2011

Este amor es loco. Loco, loco.

Cuanta locura invadía nuestro ser al celebrar aniversarios baratos, inventados por nosotros para intentar ocultar cosas del pasado, con vagas muestras de afecto. Al principio siempre se quiere más, pero ahora siento que es demasiado. Aprecio todos esos momentos contigo, pero ya no, ya no más. Es que resulta que no soy la misma que al principio conociste, no me gusta lo mismo que antes, y ese justo es el problema, que me gusta lo mismo que a vos.
Uno nace, no se hace; yo nací así y no puedo cambiar y por más que quisiera, no cambiaría porque me gusta así como soy. Me gusta ser diferente, me gusta ser de la minoría. Quiero que entiendas que no quiero algo más, que algunas veces siento que me ahogas con todas tus invitaciones, y me paralizo cuando me dices "Te amo".
Me duele decirte "Yo también" sabiendo que no es así, no te amo como tu esperas que lo haga, no te amo como algo más, te amo mucho, pero como un hermano. No quiero decirte esto personalmente, pero esta locura, me esta volviendo a mi más loca aún. Ya no puedo despertar por las mañanas y ver ese porta retratos con nuestras felices caras en el, ya no entiendo casi nada, y me cuesta contestarte las preguntas.
Espero que sea algo pasajero, aunque me dejaste bien en claro que no es así; a pesar de todo quiero que entiendas que no quiero algo casual, no quiero un hombre por siempre, no quiero un príncipe azul y no quiero un Romeo, porque estoy esperando a mi Julieta.
No quiero serenatas, no quiero muestras de amor, no quiero este loco amor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario